El día del reporte no buscaron bien…

• El cuerpo fue localizado a 15 metros de distancia donde fue encontrada la motocicleta y los casquillos percutidos

LAGOS DE MORENO, JAL.- La noche de este sábado, cerca de las 19:00 horas, en la central de emergencias se recibió un reporte telefónico, informando que por la calle Circuito Amapolas en la colonia Jardines de la Capilla de esta cabecera municipal, se encontraba el cuerpo de un masculino al parecer sin vida y en estado de descomposición.
Policías Municipales se trasladaron al lugar para verificar la veracidad del reporte, quienes al llegar conformaron que a varios metros del camino, sobre un barbecho, estaba el cuerpo boca arriba de un masculino, el cual vestía una playera blanca, un pantalón de mezclilla color azul y tenis oscuros, además tenía puestos unos guantes en color negro y en su cabeza un casco de motociclista, quien al parecer tenía ya varios días de evolución cadavérica, porque desprendía un olor fétido.

¡“Levantaron” a “El Peperoni” en la colonia Jardines de la Capilla en Lagos de Moreno!


Los uniformados acordonaron el área e informaron a la Fiscalía sobre el macabro hallazgo, y señalaron que podría tratarse del mismo joven que conducía una motocicleta por dicha calle y fue agredido a balazos, el pasado domingo por la tarde.
Y también fue reportado como desaparecido por sus familiares en las redes sociales.
Agentes de la Policía Investigadora (PI) acudieron tiempo después, al igual que policías de la Fuerza Única Regional (FUR) y peritos del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF), para conocer del suceso y comenzar con el trabajo de campo en el lugar.
Cabe destacar que, familiares y amigos del ahora occiso, llegaron a la escena donde se localizó el cuerpo, indicando las autoridades el procedimiento a seguir para la devolución del cuerpo, mientras que, los mantuvieron a distancia, pero si fue identificado oficialmente, como José Joel González, alias “El Peperoni”, de 25 años.
Sobre el hallazgo trascendió en el sitio que, al parecer el cuerpo presentaba huellas de impactos por arma de fuego en el cuerpo y el cráneo, siendo levantado el cuerpo momentos después por los peritos y llevado al SEMEFO, donde le practicarían la autopsia de ley, para verificar las probables causas de la muerte.