Por: www.acontralinea.com

AGUASCALIENTES, AGS.- Por unanimidad, los magistrados de la Sala Superior del Tribunal Electoral de la Federación (TRIFE) resolvieron desechar por improcedente el juicio electoral promovido por los magistrados electorales de Aguascalientes, Claudia Eloisa de León González, Jorge Ramón Díaz de León Gutiérrez y su presidente, así como excandidato del PRD, Hector Salvador Hernández Gallegos, para recibir más recursos y un salario de más de 150 mil pesos.

Se debe recordar que el Congreso del Estado avaló un presupuesto de 5.5 millones de pesos para operar los tres últimos meses de este 2017.

Aunque en un principio, los magistrados habían pedido un presupuesto de 38 millones, lo redujeron a 19 millones, sin embargo el Poder Ejecutivo y Legislativo, consideraron que era suficiente con 5.5 millones de pesos y ese fue el recurso que destinaron.

Finalmente, el proyecto del magistrado ponente, José Luis Vargas Valdéz, consideró el reclamo como infundado, así como infundado el argumento de que no se tomaron en cuenta sus propuestas de presupuesto, además de que no se aprecia ningún posible perjuicio a la función del Tribunal Electoral de Aguascalientes y mucho menos a su independencia y autonomía.

Asimismo calificó como inoperantes los argumentos esgrimidos por los magistrados en el juicio, en el sentido de que se le había destinado más recursos al ICA y tampoco aceptó la petición de que el TRIFE delineara directrices para que las legislaturas locales destinaran un presupuesto fijo a lo tribunales electorales de los estados.

Con respecto a los salarios, los Magistrados pedían 189 mil pesos mensuales brutos, para quedar en 124 mil 912 con 66 centavos, no obstante el Congreso del Estado aprobó un salario de 150 mil 254 con 71 centavos.

Esto también fue reclamado por los magistrados locales y también esta petición fue desechada por el TRIFE al considerarla infundada, pues si bien los magistrados pueden proponer sus salarios, depende del Poder Legislativo determinar el tabulador, sin que esto afecte la autonomía e independencia del órgano; además calificó el salario de más de 150 mil pesos para los magistrados de Aguascalientes como razonable y proporcional, pues es incluso superior al que se ha asignado a otras entidades con población y territorio similar al de esta entidad.