• Las víctimas provenían de Durango e iban a Aguascalientes a la FNSM

16_31_01_416 delincuencia organizada azota-707308ZACATECAS, ZAC.- Camino a la Feria Nacional de San Marcos en Aguascalientes, dos jóvenes originarios de Durango fueron víctimas de un violento asalto carretero por parte de un comando armado en territorio de Zacatecas y el cual los despojó del flamante automóvil en que viajaban así como de sus pertenencias.

Las víctimas solicitaron ayuda a elementos de la Policía Estatal comisionados en la Puerta de Acceso Norte, ubicada en el municipio de Cosío, Aguascalientes, por lo que se organizó un operativo, pero no se logró ubicar a los delincuentes.

Según se informó, los ofendidos, de entre 23 y 26 años de edad, salieron el pasado jueves 1 de mayo de sus domicilios en la ciudad de Durango, con la finalidad de dirigirse a Aguascalientes y asistir el fin de semana a la Feria Nacional de San Marcos.

Para ello, se desplazaban a bordo de un automóvil Audi 6, modelo 2010, con placas de circulación del Estado de Durango, transcurriendo todo el trayecto en forma normal.

Sin embargo, cuando tomaron la autopista Ciudad Cuauhtémoc-Aguascalientes, antes de llegar a la caseta de cobro en Osiris, dentro del territorio de Zacatecas, fueron interceptados por dos camionetas, una de las cuales le cerró el paso al coche Audi y obligó al conductor a detener la marcha.

De las camionetas descendieron seis sujetos que portaban pistolas y rifles de asalto, armas con las que amagaron a los dos jóvenes y con lujo de violencia los bajaron del coche, para después golpearlos en diferentes partes del cuerpo y despojarlos de sus pertenencias.

Los delincuentes se apoderaron del lujoso coche y escaparon en él y en las dos camionetas.

Luego de lo anterior, los dos ofendidos comenzaron a caminar por la carretera sin que nadie les brindara ayuda, hasta que llegaron a la Puerta de Acceso Norte, donde les reportaron lo sucedido a unos policías estatales.

Una vez que tomaron conocimiento de los hechos, los agentes de la Policía Estatal implementaron un operativo, junto con militares y elementos de la Policía Federal, pero no se logró dar con el paradero de los delincuentes.