• Uno de ellos le disparó a otro con un rifle de manera accidental y lo mató

ADOLESCENTE MUERTO DISPARO RIFLE CARA LOMAS DEL MIRADOR (1)AGUASCALIENTES, AGS.- Un adolescente de 15 años mató de un balazo en la cara a uno de sus compañeros de estudios de la misma edad al dispararle con un rifle de manera accidental al jugar en el interior de su domicilio.

Aún con vida, el menor de edad fue llevado a recibir atención médica al Hospital 2 del Seguro Social, donde dejó de existir, mientras que policías municipales detuvieron al que le disparó y a otros tres testigos y los entregaron a las autoridades ministeriales para las investigaciones correspondientes.

La tragedia tuvo lugar el martes 9 de junio, alrededor de las 13:15 horas, en un domicilio ubicado en las calles Loma de Oriente y Loma Ámbar, en el fraccionamiento Lomas del Mirador, al oriente de la capital.

Los cinco implicados en el caso resultaron ser estudiantes de un CBTIS, cuatro de 15 años y otro de 16 años de edad.

Previamente, los cinco llegaron al domicilio de uno de ellos para jugar videojuegos en una habitación aprovechando que sus padres no estaban y mientras lo hacían, uno le preguntó al hijo del dueño de la finca qué haría en caso de que se metieran a robar a su casa, a lo que éste le contestó “…le disparo…”, debido a que el jovencito sabía que su padre tenía dos armas de fuego en la casa, un revólver y un rifle calibre 22.

Los compañeros le dijeron a su amigo que sacara el revólver, pero éste les dijo que no podía tomarlo debido a que su papá lo dejaba cargado y le había ordenado que no lo agarrara.

No obstante, fue al cuarto de sus padres y tomó el rifle calibre 22, con el que regresó a su habitación y comenzó a manipularlo apuntándoles a sus amigos hasta que en determinado momento lo disparó.

El proyectil hizo blanco en el rostro de uno de los estudiantes, en el pómulo derecho, que cayó hacia el frente sobre su mochila y comenzó a sangrar, por lo que los testigos se asustaron y de momento no supieron qué hacer.

Poco después salieron a la calle y vieron pasar a un policía municipal del Grupo Centauro, por lo que le pidieron ayuda y éste solicitó refuerzos, presentándose en el lugar otros oficiales y paramédicos, que auxiliaron al lesionado y lo trasladaron a recibir atención al nosocomio del IMSS.

Lamentablemente, instantes después falleció.

En el domicilio, los uniformados aseguraron a los otros adolescentes y luego llegaron los dueños de la casa al tener conocimiento de lo sucedido.

Posteriormente, arribaron las autoridades ministeriales para realizar las investigaciones correspondientes y recibieron a los implicados en la muerte de su amigo, e incluso también detuvieron al dueño de la casa por la posesión de las armas, aunque aseguraba que estaban registradas en la SEDENA y contaba con los permisos para tenerlas.

El Agente del Ministerio Público dio fe de la muerte del menor y elementos de Servicios Periciales trasladaron su cadáver al SEMEFO.