• Arrestaron a 5 sujetos que rentaban rockolas y luego las empeñaban para quedarse con el dinero

AGUASCALIENTES, AGS.- Oficiales de la Policía Estatal capturaron a cinco sujetos que conformaban una banda de estafadores, ya que rentaban rockolas y después las empeñaban para quedarse con el dinero que obtenían.

A uno de ellos le aseguraron varias boletas de empeño de los aparatos que había pignorado, por lo que todos quedaron a disposición de las autoridades ministeriales para las investigaciones correspondientes, ya que se esperaba que se acumularan denuncias en su contra.

Los detenidos dijeron llamarse Moisés Heriberto Vargas, de 19 años; Uriel Saucedo Calzada, alias “El Uru”, de 18; José Leonel Badillo Jasso, alias “El Chabelo”, de 35; Jorge de Jesús Salas Hoyos, alias “El Pelón”, de 29, y César Ernesto Pérez Rodríguez, alias “El Chato”, de 33 años.

El lunes 22 de julio, los oficiales realizaban un recorrido de vigilancia en el barrio de la Estación cuando sobre el cruce de las calles 28 de Agosto y Granaditas fueron interceptados por un hombre, que solicitaba su intervención.

Les dijo que se dedicaba a la renta de rockolas y que desde hacía una semana dos tipos le alquilaron una y no se la regresaron, por lo que pedía que fueran detenidos debido a que los había visto cerca de ahí, precisándoles que ambos eran jóvenes, de tez blanca y que uno de ellos vestía una camisa color blanco y el otro una camisa en color morado.

Los elementos se abocaron a su búsqueda y poco después los localizaron y arrestaron movilizando una rockola, siendo Moisés Heriberto y Uriel, sometiéndolos a una revisión corporal, por lo que al primero de ellos le encontraron seis boletas de empeño.

Al cuestionarlos sobre el aparato que trasladaban, ninguno pudo acreditar su propiedad y cayeron en contradicciones, terminando por confesar que la acababan de rentar y en esos momentos la llevaban a empeñar.

Los dos individuos fueron confrontados con el comerciante que los reportó y éste los identificó como los que desde el pasado lunes le rentaron una rockola pero ya no se la devolvieron, reconociendo el aparato que se les aseguró como de su propiedad.

Al verse descubiertos, Moisés les dijo que se dedicaba a rentar las rockolas para luego llevarlas a empeñar, obteniendo ganancias que iban desde los mil 500 pesos hasta los 6 mil pesos, dependiendo del modelo del aparato.

Además, les confesó que tenía varios cómplices, entre ellos Uriel, por lo que los uniformados le pidieron que los llevara con ellos para detenerlos.

De esta manera, se organizó un operativo especial que permitió la captura de los demás involucrados en los hechos.

José Leonel fue apresado en el estacionamiento del Centro Comercial Plaza San Marcos; Jorge de Jesús en la calle Rafael Arellano de la colonia Altavista y César Ernesto en las avenidas Rodolfo Landeros y Poliducto.

Ya presos todos, Moisés les reveló que cada uno de los miembros de la banda tenía una actividad definida, ya que mientras algunos llamaban por teléfono para rentar la rockola, otros iban por ella y los demás la llevaban a empeñar para hacerse de ganancias, indicando que las boletas que se le aseguraron correspondían a los aparatos que habían empeñado con anterioridad.

Tras lo anterior, los cinco detenidos, junto con la rockola que se les aseguró, fueron trasladados ante el Ministerio Público para que se les deslindaran responsabilidades y fueran investigados, ya que se sospecha que sus víctimas acudirán a denunciarlos por la pérdida de sus reproductores de música.