José Eduardo Ramírez ValenciaGUADALAJARA, JAL.- Ya se encuentra a disposición de un juez, José Eduardo Ramírez Valencia, de 53 años y de oficio taxista, quien está acusado de ser el autor intelectual del homicidio de su esposa, por lo que fue consignado por el delito de feminicidio.

El domingo 5 de octubre, el cuerpo de una mujer fue localizado en un predio de la calle Acueducto, a la altura Río de Janeiro, en la colonia El Vergel, la cual fue identificada posteriormente como Rosa María Carrillo de la Torre, de 37 años, quien fue asfixiada y herida con un arma blanca.

Luego de que Ramírez Valencia se presentó a identificar el cuerpo de su esposa, fue cuestionado por el Ministerio Público, pero cayó en contradicciones y declaró que él había contratado a un tercero para que la privara de la vida.

El hombre indicó que tenía diez años de casado con Rosa María, pero que habían tenido problemas conyugales por celos y supuestas infidelidades.

Agregó que el sábado 4 de octubre acudió a las inmediaciones de la colonia 8 de Julio a bordo del taxi que trabajaba, donde contactó a un sujeto que supuestamente vendía droga, a quien le ofreció dinero a cambio de que privara de la vida a la mujer.

La madrugada del 5 de octubre, Ramírez Valencia fue por el sujeto y luego regresó en el auto de alquiler por su esposa para llevarla a que tomara el camión y que ella se fuera a la gasolinera donde laboraba, la cual se localiza en las avenidas Patria y Moctezuma.

Pero cuando iban por la avenida Acueducto, casi esquina con Río de Janeiro, el sujeto, quien iba en el asiento trasero del taxi, la ahorcó con un cable y luego la bajó del vehículo, para entonces meterla al predio donde la atacó con un arma blanca.

Tras el crimen, ambos sujetos se fueron en el taxi hasta la avenida Lázaro Cárdenas, donde le entregó el dinero que le había prometido y posteriormente siguió laborando.

Luego de reunir los elementos y las evidencias forenses, el Ministerio Público ejerció acción penal en contra de Ramírez Valencia y lo puso a disposición del juez Décimo Segundo en Materia Penal, quien se encargará de resolver su situación legal.

Las investigaciones continúan para localizar al otro participante del feminicidio.