AGUASCALIENTES, AGS.-  Con el objetivo de establecer los protocolos de activación del helicóptero Águila 1, se llevó a cabo una reunión entre representantes del las áreas de atención prehospitalaria, hospitales, bomberos y del Centro de Comunicación, Control y Cómputo Estatal  (C-4).

Se ha mantenido una buena comunicación y coordinación para la atención y traslado de pacientes, pero había que formalizar protocolos que ayudaran a hacer más eficiente el apoyo que se brinda con la aeronave en su configuración como ambulancia aérea, indicó el titular de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, Porfirio Javier Sánchez Mendoza.

Agregó que ante la responsabilidad que se adquiere al momento de auxiliar a una persona lesionada o enferma al momento de abordarla al helicóptero, era necesario establecer un protocolo de activación, con la finalidad de evitar vuelos innecesarios.

Por este motivo, a través de la Dirección de Servicios Aéreos se llevó a cabo una reunión, en la que participaron Andrea Ribera González, representante de Cruz Roja, delegación Aguascalientes, Jonathan Morales Rodríguez, del área de Atención Prehospitalaria de la Policía Federal, Ricardo Cruz Silva, Jefe de Urgencias del Centenario Hospital Miguel Hidalgo, Antonio Chávez Muñoz, Coordinador del Centro Regulador de Urgencias Médicas (CRUM), Abraham Aguilar Campos, Coordinador de Fico 13, Guillermo Avila Alba, Coordinador Estatal del Sistema Estatal de Emergencias Médicas (SEEM), Anabel Leyva Delfín, Coordinadora de Urgencias del Instituto de Servicios de Salud al Servicio de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), Ernesto Loera, Subdirector del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Con quienes se lograron importantes acuerdos en los cuales se estableció que el C-4 Estatal se encargará de recabar la información y determinar la necesidad de trasladar a una persona en el helicóptero, ya sea desde el lugar de un siniestro o de un hospital a otro, dentro y fuera del estado, para luego solicitar la autorización para el despegue de la aeronave.

Asimismo, coordinará la movilización de ambulancias y bomberos, el hospital que recibirá al paciente, además de establecer puntos de extracción y aterrizaje para minimizar riesgos al helicóptero Águila 1 y hacer un traslado más rápido de la persona.

Finalmente se dio una explicación sobre los puntos de seguridad para aproximarse a la máquina para abordar o bajar a un paciente, con el objeto de evitar riesgos innecesarios a los paramédicos que participan en el mismo.