MENOR FALLECIDA ENFERMEDAD SIGLO XXI Y CONSTITUCION (2)AGUASCALIENTES, AGS.- Una sexagenaria, vecina de Luis Moya, Zacatecas, falleció en la clínica del ISSSTE a causa de las graves lesiones con que resultó tras volcarse de manera impresionante el automóvil en que viajaba como copiloto y que era conducido por su esposo, que también resultó herido.

El accidente ocurrió el lunes 29 de julio y tuvo su fatal desenlace el pasado sábado 3 de agosto, cuando la fémina pereció en el nosocomio señalado.

La ahora occisa fue identificada como María Concepción García Adame, contaba con 68 años y vivió en la calle Hidalgo número 12 en Luis Moya, mientras que su marido es el maestro jubilado Francisco Estrada Luévano, de 72 años.

Ambos se accidentaron en un Chevrolet Corsa, color gris, modelo 2003, con placas de circulación ZHN-79-45 de Zacatecas, sobre el kilómetro 55+800 de la carretera 45 Norte, tramo Aguascalientes-Luis Moya.

El lunes citado los esposos se trasladaron a esta ciudad para asistir a una reunión en las instalaciones de una guardería ubicada cerca de la avenida Agostadero, en la que les darían un bono por ser maestros jubilados.

De su casa salieron a las ocho de la mañana en el auto descrito y tras recibir su cheque en dicho evento se trasladaron a la zona centro para cambiarlo en un banco de la avenida Madero, aprovechando la vuelta para desayunar y realizar algunas compras.

Posteriormente, decidieron regresar a su casa, por lo que abordaron su vehículo y tomaron la carretera Panamericana en dirección de sur a norte, circulando a una velocidad de 70 kilómetros por hora.

Poco antes de llegar al municipio de Cosío, Francisco sintió que la comida le hacía digestión, por lo que momentáneamente cerró los ojos, lo que provocó que perdiera el control del automóvil y se proyectara directamente hacia un señalamiento vial.

María Concepción se dio cuenta de ello y alertó a su marido, que abrió los ojos y vio frente a él tal objeto, pero ya no pudo esquivarlo y se estrelló contra su base, tras de lo cual el coche se volcó aparatosamente sobre su lado izquierdo.

La unidad de motor quedó recostada sobre ese costado y por unos instantes Francisco perdió el conocimiento y al recobrarlo se dio cuenta que su esposa estaba recostada en el área de los pedales del vehículo.

Momentos después llegaron paramédicos, que tuvieron que romper la puerta derecha para poder sacar a los esposos, que estaban seriamente lesionados, trasladándolos de urgencia al Hospital del ISSSTE para ser atendidos.

Al sitio también llegaron oficiales de la Policía Federal de la patrulla 12654, que tomaron conocimiento del accidente.

Francisco permaneció internado hasta el jueves 1, día en que fue dado de alta, mientras que María Concepción permaneció encamada, pero por desgracia no logró sobreponerse a las lesiones sufridas y falleció el pasado sábado 3 a las diez de la mañana, por lo que el Ministerio Público se presentó en el nosocomio para dar fe de su muerte.

Peritos de Servicios Periciales levantaron su cuerpo y lo trasladaron al SEMEFO, donde se le practicó la autopsia de ley y se determinó que murió de un traumatismo craneoencefálico y facial severos, de un traumatismo raquimedular y de otros traumatismos en diferentes partes del cuerpo.