Hospital-2-GGAGUASCALIENTES, AGS.- Al borde de la muerte se encuentra una niña de 6 años de edad que sufrió lesiones de gravedad tras ser atropellada por un automóvil conducido por un albañil, al que se le atravesó sin precaución alguna ya que su madre la había dejado afuera de un salón de fiestas con una de sus hermanas y quisieron cruzar la calle entre dos vehículos estacionados.

Tras lo sucedido, entre 15 y 20 personas salieron de dicho salón de fiestas y arremetieron en contra del automovilista, al que agredieron con pies y puños y le provocaron algunas lesiones que le valieron ser atendido en el Hospital Tercer Milenio, aunque a final de cuentas fue presentado ante las autoridades ministeriales para que se le deslindaran responsabilidades por lo sucedido.

La pequeña, vecina del fraccionamiento Ojocaliente III, tuvo que ser internada de urgencia en el Hospital 2 del Seguro Social.

Los doctores que la atendieron le diagnosticaron un traumatismo craneoencefálico severo con edema y una lesión externa en el pie derecho con pronóstico reservado de gravedad.

El que la atropelló dijo llamarse Nicolás López Piñón, de 24 años y con domicilio en la comunidad Los Pocitos, que conducía un auto Nissan Samuray, color rojo, modelo 1987 y con placas de circulación AEF-81-72.

Iba acompañado de su amigo Mauricio “N” y la pareja de éste, América “N”, que fueron testigos de los hechos.

El accidente ocurrió en los primeros minutos del domingo 14 de septiembre, sobre la calle Silvestre Gómez de la colonia Unión Ganadera, cerca de la empresa UGASA.

La noche del sábado 13, la empleada Juana María “N”, de 28 años, se trasladó al salón de fiestas “Los Arales”, ubicado en la citada calle Silvestre Gómez debido a que fue invitada a una fiesta por el cumpleaños de un familiar, haciéndose acompañar de sus dos hijas, de 11 y 6 años de edad.

En el domicilio se quedó su esposo Juan Ramón “N”, albañil de 32 años, ya que no quiso acompañarla.

La joven estuvo en dicho salón conviviendo con sus parientes y conocidos, pero al filo de las 00:00 horas decidió retirarse, por lo que salió junto con sus hijas, pero al estar en la calle se dio cuenta que se le había olvidado su cartera y decidió regresar por ella.

A sus dos primogénitas las dejó en la banqueta y les pidió que ahí la esperaran, pero una vez que su madre se introdujo al salón, las menores decidieron cruzar la calle para aguardarla del otro lado.

Desgraciadamente, la pequeña de 6 años se adelantó a su hermana y salió de entre dos carros estacionados para pasar la arteria, por donde justo en esos instantes circulaba Nicolás en su auto.

El alarife se percató cuando la niña se le atravesaba sin precaución y pese a que trató de frenar no alcanzó a hacerlo y la atropelló fuertemente, proyectándola al piso y lesionándola de consideración.

Unos sobrinos de Juana María se dieron cuenta del accidente y fueron a avisarle así como a otros familiares, por lo que salieron de inmediato del salón y al ver a la pequeña inconsciente, se le fueron encima a Nicolás y a bordo del auto lo agredieron físicamente, aunque luego lo bajaron a la fuerza y siguieron golpeándolo con pies y puños.

Alguien reportó los hechos a los servicios de emergencia y poco después llegaron policías preventivos, que prácticamente rescataron al automovilista y luego lo trasladaron a recibir atención al Hospital Tercer Milenio y luego lo dejaron a disposición del Ministerio Público.

Mientras tanto, paramédicos de un cuerpo de rescate acudieron en auxilio de la niña y primero la trasladaron a la clínica del ISSSTE, pero luego la canalizaron al Hospital 2 del Seguro Social, donde finalmente quedó internada ya que su estado de salud fue reportado como bastante delicado.